La Junta Interna de ATE Pensiones llevó adelante un emotivo acto por el “Día de la Militancia” en la sede central de la Comisión Nacional de Pensiones. Compañeros militantes presentes contextualizaron la epopeya que significó el 17 de noviembre de 1972 y analizaron los puntos destacados de ese legado en la actualidad. La inauguración de un mural sobre la militancia peronista fue el broche de oro de la jornada.

Al comenzar el acto, Walter Pignataro, delegado general de ATE Pensiones, agradeció a todos los compañeros y compañeras que concurrieron al Organismo para celebrar por la militancia. Asimismo, expresó que “crecemos porque las cosas que se hacen (ahora) antes no se hacían y porque los compañeros nos acompañan siempre”.

“Yo siento todos los días un orgullo muy grande de ser delegado general de Pensiones, ya desde hace más de 10 años, y comparto la alegría con el conjunto de compañeros por todas las cosas que se hacen de manera permanente”, aseguró.

Luego tomó la palabra Adolfo Res, Presidente de la Subcomisión del Hincha del CASLA e historiador del club, quien afirmó que “el desafío, por la memoria de aquellos que militaron, pelearon y dieron la vida por un mundo mejor, es enfrentar a quienes nos quieren complicar los días y que siempre están al acecho”.

En el mismo sentido, desde su lugar de militancia destacó que la “lucha histórica por el retorno a Av. La Plata (Boedo) excede lo deportivo y tiene que ver con un acto de reparación”.

Luis Maceiros, miembro del Consejo Directivo de ATE Nacional, fue el último orador de la jornada.  En relación a los hechos acontecidos el 17 de noviembre de 1972, aseguró que se trató de la “movilización de un movimiento político que iba a buscar a su líder, que volvía viejo, cansado, proscripto y vilipendiado”. Siguió expresando que “miles de hombre, mujeres y jóvenes fuimos a buscarlo y lo estábamos esperando”.

Por último, llamó a todos los militantes a defender los logros obtenidos durante este último tiempo, manifestando que todos “tenemos la obligación, lo que fuimos testigos de una década, no solamente esta sino la anterior, cuando estaban el general Perón y Eva vivos, de luchar por un pueblo feliz”.

“¡Feliz Día del Militante a todos lo que pensamos que se pueden cambiar las cosas! Militar es una tarea sacrificada, que no tiene recompensa. La única recompensa la tiene uno que sabe que cumplió la misión que se encomendó cuando empezó a militar”, concluyó Maceiros, notablemente emocionado. 

El 17 de noviembre de 1972 fue la culminación de la proeza que le dio al Peronismo la mística y la trascendencia histórica que hoy tiene.

El broche de oro de la jornada fue la inauguración de un xilomural en color sobre la militancia peronista, obra íntegramente realizada por nuestra compañera artista Yanina Basilio para la planta baja del edificio de Pensiones.

Desde ATE Pensiones agradecemos las destacadas presencias de Luis Maceiros y Adolfo Res, quienes a través de sus testimonios enriquecieron nuestra jornada militante; el permanente, masivo e incondicional acompañamiento de nuestros compañeros de la Comisión Nacional de Pensiones, en este caso de sede central y centros de atención del conurbano; autoridades del Organismo;  y, como siempre, a los Boxeadores Argentinos Agremiados, compañeros que siempre están junto a nuestra organización gremial.

 

 

 

 

FacebookMore...